Estas asiáticas han decidido pegar unos polvos con sus respectivas parejas para romper con la rutina diaria que estaban empezando a experimentar desde hacía mucho tiempo y así poder conseguir que la relación sea algo mas divertida y amena entre ellos. Y ya puestos a follar por follar también han decidido subir el tono y hacer del sexo un montón de guarradas.